Carta del Hermano Mayor a los Hermanos

0

Estimado hermano:

A escasas horas del Martes Santo y debido a la imposibilidad de que las distintas hermandades y cofradías podamos realizar manifestación pública de nuestra fe en las calles de nuestra ciudad, quiero dirigirme a ti para acercar varias reflexiones en estos duros momentos que padecemos.

El próximo martes será Martes Santo, pero no será el mismo día que anhelamos durante todo el año. En esta ocasión nuestras casas serán el lugar donde viviremos el día soñado junto a los seres queridos. Recemos juntos a Jesús Nazareno de los Pasos y a la Virgen del Rocío para que protejan y amparen a todos cuantos luchan contra esta pandemia e iluminen a nuestros gobernantes para que tomen las mejores decisiones.

Te ruego que justo a las tres de la tarde, hora en la que la Cofradía del Rocío tenía prevista la salida para realizar su procesión de penitencia, todos los hermanos nos coloquemos la medalla de Hermandad y encendamos una vela en cada casa. Oremos en comunión por todos para que Jesús de los Pasos reciba en el cielo a todas las almas que ya no están con nosotros y para que la Santísima Virgen derrame sobre nosotros el Rocío de su gracia.

A través de nuestras distintas redes sociales intentamos mantener vivo el espíritu de Hermandad para esta Semana Santa: Twitter, YouTube, Instagram y Facebook os ofrecen cuentas oficiales de la Cofradía que intentan, desde ya, hacernos más llevadero el confinamiento a pequeños y mayores.

Aprovecho la ocasión para recordaros que el hábito nazareno es la representación de la Hermandad a la que se pertenece. Es lo que nos iguala a todos en el ejercicio de la penitencia: Vestirlo no es un acto rutinario y frío, despojado de simbolismo. Es un acto de devoción, responsabilidad, oración y penitencia. Es compromiso y responsabilidad con la Hermandad. Por ello te pido que no utilices tu túnica más allá de la participación en la procesión del Martes Santo.

Agradecemos la compresión a todos los hermanos y, desde la Junta de Gobierno, deseamos y esperamos os encontréis bien en compañía de vuestras familias y permanezcáis en casa por el bien común: #ElRocioseQuedaEnCasa.

 

Rogamos a Nuestro Padre Jesús Nazareno de los Pasos en el Monte Calvario y a su madre, María Santísima del Rocío Coronada, que cuiden y protejan a todos los que están padeciendo esta enfermedad y nos lleven pronto al fin de esta pandemia.

 

Recibe un afectuoso abrazo en Cristo.

Juan José Lupiáñez Cayón

Hermano Mayor

Comentarios están cerrados.